Saltar al contenido

Victoria del Sagrado Corazón Baloncesto (Alevín) con un gran juego en equipo

El pasado 13 de enero, el equipo mixto alevín de Baloncesto del colegio consiguió una clara victoria ante el colegio San Alfonso en la liga de mini-baloncesto que disputa en el polideportivo municipal Marqués de Samaranch.

Cada sábado nuestro equipo de baloncesto compite en una liga difícil, dejando en muy buen lugar el nombre del colegio. Pierdan o ganen, su entrega y ganas de divertirse jugando se demuestra desde hace tres temporadas. En concreto este equipo comenzó la temporada 2015-2016 (como Benjamín), compitiendo contra colegios donde el deporte del baloncesto tiene mayor trayectoria. Es el caso del colegio público Joaquín Costa, que cada año aporta al torneo varios equipos en cada categoría de la liga.

La victoria de la última jornada por casi veinte puntos de nuestro equipo (27 a 9) no se quedó solo en esa buena noticia. También fue significativa de la excelente progresión de estas chicas y chicos en un deporte como el baloncesto, que precisa de una gran coordinación individual física-mental (cada jugador) y de conjunto (equipo). Contando que este año existen nuevas incorporaciones, no habiendo entrenado y jugado antes todos juntos, el mérito es mayor y pone en valor la actitud de este equipo. El trabajo de Adrián, su entrenador (Prodocente), ha dado sus frutos y ha ido mejorando de menos a más, como todo el equipo. Hay que mejorar muchas cosas, claro está, pero esa es la premisa en cualquier deporte y… en cualquier actividad de la vida.

El partido, desde los primeros minutos, comenzó con una actitud concentrada de nuestros jugadores, mejorando la subida del balón y la llegada a canasta, anotando así pronto los puntos. Destacar en el inicio del encuentro la labor de nuestro “grandote”, Manu, que estuvo acertado cerca de canasta y cogió rebotes ofensivos que nos permitió seguir metiendo puntos. Con el partido controlado, gracias a la soberbia actuación como base de Charles, subiendo rápido la pelota y buscando las buenas posiciones para que anotase su colega Adrián (o a Rafa, aunque ese sábado no pudo jugar), el equipo lograba su mayor diferencia en el tanteo.

Esta tranquilidad en el marcador se conseguía, sobre todo, por la buena disposición en defensa de las jugadoras como Sofía, Irene y Paula (o Gema, que aunque enferma ese día, ha mostrado esa misma garra). Luego fueron bien sustituidas por el aguerrido coraje luchador de Carla y Luz, junto con los siempre buenos tiros de Carmen, una de las mejores tiradoras del equipo. Los robos de balón en defensa facilitaron pases más sencillos, como la asistencia que dio Luz a Irene para que ésta anotase bajo canasta. La excelente colocación del equipo en la cancha, tanto en defensa como en el control del “tempo” del partido, propició varios contraataques (algo que nos cuesta aún hacer) con una buena finalización.

La victoria no peligró y el partido trascurrió con normalidad, salvo por el enfado de un jugador rival al que eliminaron por faltas excesivas y la protesta de su entrenador. La victoria del Sagrado Corazón Baloncesto fue un verdadero triunfo de juego en equipo.

 

 Gustavo A. (papá de Irene)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies